MANAGEZ VOS ENTREPRISES AVEC LE DROIT DES AFFAIRES POUR MIEUX PROTÉGER VOS INVESTISSEMENTS

Rechercher dans ce blog

lundi 1 mai 2017

LA LEY SOBRE LA REPRESION DE LA CORRUPCION Y LAS EMPRESAS COMERCIALES

La corrupción es un concepto muy utilizado en los medios de comunicación en Haití, que anima la actualidad de manera permanente. Debates de toda clase tratan de proponer soluciones para erradicarla. El 12 de marzo de 2014, el poder legislativo lanza sus primeras salvas de misiles contra este flagelo: la ley sobre la prevención y la represión de la corrupción. Es una ley de 26 artículos a los cuales están asociados los nombres siguientes: el Presidente del Senado Simon Dieuseul DESRAS, el Presidente de la Cámara de Diputados Jacques Stevenson THIMOLEON y el Presidente de la República Michel Joseph MARTELLY. Dado que me dirijo a hombres y mujeres de negocios, voy a omitir las disposiciones de esta ley que no se dirigen a ustedes. Si el discurso mediático sobre la corrupción tiene como subtítulo: los funcionarios públicos y los hombres de estado, no queda menos que decir que los corruptores vienen a menudo de su campo. Por esto he decidido informarlos para continuar sobre el artículo sobre el lavado de haberes. Y ustedes van a ver que las palabras corrupción y lavado están unidas por el legislador.

¿Qué es la corrupción?
La corrupción es el uso que se hace de su función o de su ocupación para sí mismo o para otra persona en detrimento del Estado, de un organismo autónomo, de una institución independiente, de una colectividad territorial, de una organización no gubernamental o de una fundación que beneficia de una subvención pública, de una empresa privada con participación del Estado, por personas determinadas por la ley.

¿Cuál es el objeto de la corrupción?
La comisión del acto de corrupción apunta, según la ley, a obtener de la parte de un servicio, de un órgano o de una institución de la administración pública nacional las cosas siguientes:
Une distinción;
Un empleo;
Un mercado;
Cualquier otra medida favorable.

¿Quiénes son las personas apuntadas por la ley en el marco de la corrupción?
Las personas susceptibles de cometer actos de corrupción o de asociarse a ellos por su participación como autor, instigador, cómplice o encubridor son las siguientes:
Todo individuo;
Toda persona moral
Todo organismo no gubernamental (ONG);
Toda empresa del sector privado tanto nacional, como extranjera;
Todo agente público extranjero;
Todo funcionario de una organización internacional;
Autoridad pública encargada de una misión de servicio público;
Autoridad pública investida de un mandato electivo público.

¿Cómo se comete un acto de corrupción?
Para cometer un acto de corrupción hay que empezar por proponer algo al corrupto o a pedir al corruptor que le dé algo a cambio de sus servicios. Subrayo que algo constituye un beneficio para el que recibe o exige y que no está unido a su función u ocupación. Ese algo puede ser:
            Un ofrecimiento;
            Una promesa;
            Un don;
            Un regalo;
            Una ventaja cualquiera.

¿Cuáles son los actos de corrupción y las penas que se les asignan?
Según la ley del 12 de marzo de 2014, los hechos siguientes son considerados como actos de corrupción:

Hechos
Definición
Penas
Concusión
Hecho de que un agente público haga pagar, por ejemplo impuestos que no existen o que no corresponden al valor real. También es el hecho de acordar franquicias o exoneraciones personalmente.
La reclusión, pena aflictiva o infamante de 3 años a 9 años de privación de libertad.
La restitución de los valores ilegalmente percibidos;
Multa del triple del valor ilegalmente percibido;
Los daños y perjuicios.
Lavado del producto de un crimen (lavado de bienes)
Hecho de facilitar por medios mentirosos la justificación del origen de bienes o de ingresos del crimen.
Previstas por la ley sobre el lavado de bienes.
Entrega de sobornos
Valor o bien ofrecido para otorgar una ventaja ilegal
Encarcelamiento de uno a 5 años.
Multa del triple del valor del soborno.
Confiscación por el Estado del valor del soborno.
Pago  de comisiones ilícitas
Comisión no prevista por la ley o por la costumbre
La reclusión, pena aflictiva o infamante de 3 años a 9 años de privación de libertad.
Multa del triple del valor de la comisión ilícita.
Confiscación por el Estado del valor de la comisión ilícita.
Sobrefacturación
Valor más elevado que el costo real
La reclusión, pena aflictiva o infamante de 3 años a 9 años de privación de libertad.
Multa comprendida entre HTG 150,000 y HTG 250,000
Sanción prevista por la ley sobre los mercados públicos.
Tráfico de influencias
Exigir o pagar sumas para abusar de una influencia cierta o supuesta para obtener ventajas.
Encarcelamiento de uno a 3 años;
Multa comprendida entre HTG 150,000 y HTG 250,000 ;
Confiscación por el Estado de la suma de los dones recibidos.
Delito de iniciado
Utilización para su propio provecho de informaciones entregadas o privilegiadas.
Encarcelamiento de uno a 5 años;
Multa de 500,000;
Los daños y perjuicios.
Celebración ilegal de mercado público
Ejecución de un mercado público en violación de la ley sobre los mercados públicos.
Sanción prevista por la ley sobre los mercados públicos en sus artículos 91a 94.
Abuso de bienes sociales
Uso contrario al interés de bienes de una empresa comercial o empresa privada en la cual el Estado tiene participación por cuenta propia o por la de otro.
La reclusión, pena aflictiva o infamante de 3 años a 9 años de privación de libertad.
Multa por el triple del valor de los bienes mal utilizados.
Los daños y perjuicios.

Nota Bene: En este cuadro no he evocado todos los hechos porque algunos no se refieren realmente a los hombres de negocios sino más que todo a los agentes públicos. Mi objetivo aquí no es hablar de la corrupción en sí sino de su relación con el mundo de los negocios haitianos.

¿Quid de la responsabilidad de las empresas comerciales?
La responsabilidad penal de las empresas comerciales es tomada en los casos de corrupción cuando los actos de corrupción son perpetrados por sus representantes legales o por personas actuando en su nombre. Las empresas comerciales que cometieran las infracciones mencionadas antes serán condenadas a pagar una multa de HTG 1,000,000.00 a HTG 10,000,000.00, y además de ser objeto de secuestro y confiscación, ordenadas en provecho del Estado.
Estas penas no excluyen la demanda penal de las personas que hubieran cometido estos actos de corrupción por cuenta de empresas comerciales, así como sus cómplices.

Actos contables prohibidos
Los actos contables siguientes son prohibidos:
El establecimiento de cuentas fuera de libros;
Las operaciones fuera de libros o insuficientemente identificadas;
El registro de elementos del pasivo cuyo objeto no está identificado correctamente;
La destrucción intencional de documentos contables más pronto de lo que la ley lo prevé;
El uso de falsos documentos;
El registro de gastos inexistentes.

Toda persona que actúa por cuenta de empresas comerciales, que recurra a una de esas prácticas comerciales o contables será castigada de 1 año a 3 años de cárcel, a pagar una multa de HTG 500,000.00 a HTG 1,000,000.00 sin descartar el hecho de que pueda ser demandada por falso y uso de falso. Las decisiones de justicia pronunciadas contra toda persona física en contravención con la ley sobre la represión de la corrupción serán puestas en carteles o divulgadas por vía de prensa. Los profesionales que hayan cometido estos actos prohibidos no podrán ejercer su profesión después de haber purgado sus penas.

¿Y los bancos en todo esto?

Las instituciones financieras, las sociedades de crédito y las compañías de seguros que, en violación de la reglamentación de sus sectores de actividad, hayan expedido una garantía bancaria, una tarjeta de crédito, una garantía de seguro en interés de una persona física o jurídica serán culpables de práctica bancaria ilícita y castigadas de una multa de HTG 500,00.00 a HTG 1,000,000.00. Cuando estas prácticas se han ejecutado en el marco de una celebración de mercado público, la multa será el doble del valor de la garantía exigida por el Maestro de obra agregada a las penalidades previstas por la reglamentación sobre los mercados públicos y la reglamentación relativa a las instituciones financieras.



Me Philippe Volmar
Abrogado

Presidente de HDI